lunes, 20 de febrero de 2017

ELEMENTARY 5X13 OVER A BARREL



(contiene spoilers)

Buen episodio de "Elementary", con un caso interesante y en el que no han dejado demasiado bien a Joan y a Sherlock, con ellos pasando del pobre hombre que quería contratarles para hacer justicia a su hijo fallecido.

En el episodio vemos como, en una serie de flashbacks, un hombre intenta una y otra vez durante casi cinco años, que Sherlock y Joan acepten investigar la muerte de su hijo. Él está convencido de que fue asesinado, mientras que la policía simplemente consideró que se trataba de la muerte accidental de un yonki. El dato de los cinco años es esencial ya que es el plazo legal que se tiene para poder investigar el hecho. Una vez transcurrido ese tiempo, no se puede hacer nada.

Joan y Sherlock consideran que el caso no es lo suficientemente interesante para investigarlo, con Joan siendo incluso más insensible con el hombre que Sherlock (lo que no deja de resultar chocante).

Es por esto que, justo un día antes de que venza el plazo legal en el que se puede investigar la muerte de su hijo, el hombre se presenta con una escopeta en la cafetería donde estaba tomando café el policía que investigó la muerte de su hijo, toma a todos los presentes como rehenes y le dice a la policía que, a menos que Joan y Sherlock consigan dar con el asesino de su hijo antes de las doce de la noche de ese día, empezará a matar a los rehenes.

Tras ser avisados por la policía, Joan y Sherlock se reparten el trabajo, con Joan entrando en la cafetería para intentar hacer entrar en razón al hombre (y que no se vuelva loco y haga daño a alguien) y Sherlock investigando el caso para averiguar si el hombre tenía razón al afirmar que su hijo había sido asesinado.

Finalmente, y después de unos cuantos giros en la investigación, Sherlock descubrirá que, efectivamente, el hijo del secuestrador había sido asesinado debido a que se encontraba en el lugar equivocado, en el momento equivocado, al estar trabajando como guardia de seguridad en el puerto justo cuando estaba teniendo lugar la mayor operación de contrabando de mercancías, en concreto de sirope canadiense, que se recordaba en la zona.

Sin embargo, a pesar de sus esfuerzos, Sherlock no logrará dar con la identidad del asesino antes de que expire el plazo para investigar legalmente la muerte del chico, aunque al final conseguirá que el culpable rinda cuentas ante la ley tras utilizar una argucia legal que permite alargar el periodo de tiempo antes de que expirara el plazo al haber abandonado el sospechoso suelo americano durante unas horas debido a un viaje a Canadá.

El episodio me ha gustado aunque Sherlock y Joan no podrían haber quedado peor ni proponiéndoselo, sobre todo Joan, que normalmente en estos casos suele ser más empática y eso que era facilísimo empatizar con el pobre hombre que pedía que le escucharan (y por el que me he alegrado un montón cuando al final ha podido obtener justicia para su hijo).

El caso me ha resultado curiosísimo, desde el hecho de que la mercancía de contrabando resultara ser sirope (algo que no se me hubiera pasado por la cabeza ni en un millón de años)  hasta la forma en la que finalmente han conseguido atrapar al asesino.

Además, la estructura del episodio me ha gustado mucho ya que al mostrarnos mediante flashbacks todas las veces que el hombre intentó que Joan y Sherlock le escucharan (mostrándonos imágenes de casos en los que Joan y Sherlock estaban trabajando en esos momentos como por ejemplo el de la muñeca), ha hecho que nos involucráramos más en la trama que si simplemente nos hubieran contado que el hombre intentó, sin éxito, contratarles en reiteradas ocasiones.

LO MEJOR: Lo curioso que ha resultado todo lo relacionado con el caso, la estructura del episodioÇ

LO PEOR: Lo desagradables que han resultado Joan y Sherlock rechazando una y otra vez al pobre hombre.

PUNTUACIÓN: 9/10

domingo, 19 de febrero de 2017

BONES 12X06 THE FLAW IN THE SAW


(contiene spoilers)

Episodio entretenido de Bones, con un caso de la semana bastante curioso. Eso si, la trama secundaria de Booth y Brennan "compitiendo" por ver quien enseñaba a Christine a montar en bicicleta no me ha terminado de convencer.

El caso de la semana se ha centrado en el asesinato de una antigua jugadora de golf profesional, que no había triunfado en lo suyo y que actualmente subsistía de dar clases particulares de golf (bueno de eso y del sueldo que ganaba su novia) y que en los últimos tiempos se había hecho leñadora aficionada, llegando incluso a participar en competiciones.

Precisamente en este mundillo, Booth y Aubrey encontrarán a sus primerios sospechosos: la principal rival de la víctima, Helga, a la que ésta había desbancado del primer puesto del ranking, el vendedor de comida de los eventos (con el que la víctima mantenía una encarnizada disputa), el marido de Helga(que había saboteado algunos de los utensilios de la víctima para hacer que su mujer consiguiera ganarla) y uno de los muchos aficionados a los que la víctima no le gustaba debido a su "obsesión" por medir las cosas y aplicar las técnicas utilizadas en golf y que ralentizaban mucho las competiciones.

Sin embargo, el descubrimiento de que la víctima y Helga eran amantes y que pensaban dejar a sus respetivas parejas para casarse, hará que las sospechas recaigan en la novia de la víctima, sobre todo después de intentar agredir a Helga delante de Booth y Brennan.

Pero la novia de la víctima les dice que ella no sabía nada de la aventura de su novia y Helga, que sólo lo sospechaba y que justo lo acababa de confirmar esa misma mañana, cuando su joyero la había llamado para hablarle de un anillo de diamantes que su novia le había encargado y que no podía ser para ella porque las medidas del anillo coincidían con las de una mujer más corpulenta.

Finalmente, el equipo descubrirá, gracias a un experimento un tanto rudimentario llevado a cabo por Hodgins y el becario de la semana, que en este caso era Rodolfo Fuentes (al que Hodgins no había dejado de tocar las narices), y  que consistía en probar sierras mecánicas (utensilio utilizado para matar a la víctima), que el asesino había sufrido un corte en una de sus piernas al llevar a cabo el asesinato.

Comparando los ingresos en urgencias del día del asesinato con  la lista de sospechosos, el equipo descubrirá que el asesino había sido el vendedor de comida de las competiciones, al que la víctima había denunciado a la inspección de sanidad, lo que había provocado que le retiraran su camión hasta que llevara a cabo una serie de reformas, para las que había pedido un crédito, que no podía pagar.

El vendedor se había enterado que la víctima había encargado un anillo de diamantes para su amante y había intentado robarlo para pagar el crédito (según el hombre, la víctima se lo debía). La víctima se había dado cuenta y al amenazar con denunciarlo a la policía, el hombre la había matado.

En otro orden de cosas, Booth y Brennan se pasarán medio episodio discutiendo sobre la forma adecuada de enseñar a Christine a montar en bicicleta ya que Brennan quiere explicarle antes todos los conceptos físicos implicados mientras que Booth es partidario del método de toda la vida. De hecho, no se pondrán de acuerdo en ningún momento y terminarán decidiendo que el que gane una competición de aguantar más tiempo en un tronco sobre agua, será quien enseñe a Christine. Eso si, al final nos quedaremos con la duda de quien gana ya que el episodio termina antes de que nos lo muestren.

Por otro lado, Hodgins recluta a Angela para que le ayude a probar que Zach es inocente del crimen del que se le acusa.

Hodgins, conseguirá encontrar una prueba que exonera completamente a Zach pero al enseñársela a Cam, ésta no se cree que Hodgins haya tenido tanta suerte como para encontrarla y pone en duda la legalidad del método utilizado. Vamos, que Cam sospecha que Hodgins ha manipulado las pruebas para exonerar a Zach, lo que ofende muchísimo a Hodgins, al que le falta tirarle a Cam el documento de pruebas a la cabeza. Eso si, Cam decidirá no tirar el documento, tal y como le dice Hodgins, sino que volverá a repasarlo.

El episodio me ha resultado entretenido, aunque a algunos personajes (Hodgins, Booth), me han dado ganas de pegarles un par de collejas por repelentes.

El caso de la semana me ha gustado y, para variar, me ha cogido bastante por sorpresa el asesino. Pensaba que sería o la rival o el marido y me ha resultado sorprendente que fuera el vendedor de comida y que tuviera un motivo tan realista para haberlo hecho. Además, el hecho de centrar el caso en el mundillo de las competiciones de leñadores me ha resultado bastante original.

Por otro lado, el becario Fuentes es un poco cansino (aunque en este episodio tengo que reconocer que le he encontrado bastante gracioso), pero no me ha hecho ninguna gracia que Hodgins le hiciera sumergirse en el arcón de vísceras sólo por diversión. De hecho, Hodgins ha estado bastante desagradable durante todo el episodio ya que las dudas de la legalidad de las pruebas expresadas por Cam me han parecido totalmente razonables. Es que parecía demasiada casualidad que Hodgins hubiera encontrado el tipo de bacteria que sobrevivía durante tanto tiempo después de que se produjeran los hechos y que justo servía para exonerar a Zach. Yo le habría hecho a Hodgins las mismas preguntas que Cam.

Por otra parte, vale que las ideas de Brennan de enseñarle a Christine sobre física antes de montar en bicicleta eran un poco raras, pero no me ha gustado nada que Booth se estuviera medio riendo de ella durante todo el episodio.

LO MEJOR: Caso de la semana entretenido, algunos puntos de humor del becario Fuentes

LO PEOR: Lo repelente que ha estado Hodgins, que Booth se riera de Brennan por querer enseñarle física a Christine

PUNTUACIÓN: 9/10

domingo, 12 de febrero de 2017

OBJETIVO EUROVISIÓN 2017



.. O más bien, "Bochorno a Eurovisión", porque lo que pasó anoche en la gala en la que se elegía al representante español para el festival de Eurovisión de este año que se celebrará en Kiev, fue vergonzoso no, lo siguiente.

Abucheos al candidato elegido respondidos con un corte de manga del candidato en cuestión, sospechas de tongo, jurados perdonavidas.. Si hasta se cuenta en twitter que alguien le pegó una bofeta/colleja al jurado al que se culpa del amaño. Vamos, todo muy lamentable y dejando a España al nivel de una república bananera frente al resto de Europa.

Parto de la base que ninguna de las canciones me parecía especialmente buena y que principalmente decidí ver el programa en directo porque me enteré de que iban a actuar Roko y Edu Soto (que me siguen pareciendo los dos mejores concursantes que han pasado por "Tu cara me suena" en todas sus ediciones), por lo que no tenía ningún favorito a priori y mi opinión de los artistas que se presentaban se basó únicamente en lo que vi anoche.
  • Manel Navarro (Do it for your lover): Canción comercial pero que resulta repetitiva, plana, aburrida y que al minuto de que empiece ya estás deseando que termine. Para mi, su actuación fue la peor de la noche con diferencia. Un directo muy regulero. Soso, desganado y bastante justito vocalmente, a lo que se unió una puesta en escena bastante pobre. 4/10
  • Leklein (Ouch!): En la preselección me gustaba más la canción de Javián (la veía más eurovisiva) pero Ouch, dentro de lo que había, me pareció de lo más decente de la noche. Ella estuvo estupenda vocalmente y los grafismos me parecieron muy, muy chulos. 8.5/10
  • Paula Rojo (Lo que nunca fue): Aunque la canción no me pareció especialmente eurovisiva, la actuación quedó muy bonita porque ella cantó de forma preciosa y todo quedó muy, muy cuqui, aunque la puesta en escena fuera bastante mejorable. 8/10
  • Maika (Momento crítico): El mejor directo de la noche con una diferencia abismal sobre el resto. Maika se los comió a todos con patatas, a pesar de que la canción en un principio no decía gran cosa. 9/10
  • Mario Jefferson (Spin my head): La canción era la peor de todas pero Mario (que siempre me ha caído regular tirando a mal), la defendió muy bien (tuvo la puesta en escena más trabajada de la noche) y sacó petróleo de ella. 7.5/10
  • Mirela (Contigo): Esta canción era un auténtico espanto (totalmente pasada de moda) y Mirela cantó bastante peor de lo que nos tiene acostumbrados. Por no hablar de que la puesta en escena quedó cutre no, lo siguiente. 6/10
Además de las actuaciones de los candidatos en el escenario de "Objetivo a Eurovisión" también vimos a:
  • Karina, haciendo playback de su temazo "Un mundo nuevo" con el que quedó segunda en Dublín y que resultó realmente entrañable.
  • David Civera, emulando a Jordi Hurtado en cuanto su habilidad para no envejecer. Está igual que hace quince años. Eso si, la nueva versión de "Dile que la quiero" me pareció un espanto. ¿Realmente había necesidad de perpetrar semejante horror?
  • Barei, cantando Say yay! y dejando en evidencia a todos los candidatos de este año. Lástima de puesta en escena porque ella y la canción molan mucho.
  • Roko y Edu Soto, con un medley eurovisivo inspirado en "La, la, land", en el que cantaron versiones de "Europe's living a celebration", "Yo soy aquel", "Quédate conmigo", "Eres tú" o "La, la, la", en el que demostraron que cantan estupendamente (Edu Soto por Raphael es lo más) y que tienen mucho carisma, De hecho, a pesar de que las transiciones entre canciones resultaron un poco cutres, pareciéndose demasiado a "Matrimoniadas", quedó bastante cuqui y fue de lo mejorcito de la noche. Vamos, que viéndoles a ellos, a uno le quedaban ganas que fueran ellos dos o Barei otra vez al festival en lugar de cualquiera de los candidatos.
Por cierto, viendo el nivel de las canciones que recordaron en el Medley, más las de Civera y Karina, hay que admitir que, dejando a un lado el asunto de los votos vecinales, antes obteníamos mejores puestos porque mandábamos mejores canciones.

Sin embargo, el momento álgido de la noche llegó con las votaciones, que provocaron la ira del público en plató, que todo hay que decirlo, reaccionó fatal y ofreció un espectáculo bastante lamentable. Pero claro, es que las decisiones del jurado "experto" resultaron bastante cuestionables.

Para empezar, durante las valoraciones de los distintos candidatos, Manel Navarro fue uno de los pocos que no se llevó ninguna crítica a pesar de su penoso directo. A Paula le dijeron que no era su mejor canción, a Leklein que no llenaba el escenario (¿estos señores estaban viendo la misma gala que el resto?), a Maika que el rock ya no se lleva (cuando le escuché esto al señor de los 40 principales me dieron ganas de tirarle algo a la televisión). 

Además, para añadir más leña al fuego, Xavi Martínez, el director de lo +40 (que lleva promocionando a Manel desde hace un par de meses), fue bastante despectivo con todos los candidatos que no fueran Manel. Vamos, que hizo a Cárdenas (si, a Cárdenas) bueno, lo que tiene tela, ya que al menos éste intentaba suavizar las valoraciones.

Más tarde en las votaciones, grandes directos como los de Maika o Leklein fueron ninguneados en favor de actuaciones claramente peores (Manel Navarro, Mario Jefferson) y todas las puntuaciones extrañamente cuadraron para que Mirela y Leklein, candidatas que más votos recibieron del público, quedaran sin opciones ya que Leklein terminó segunda y Mirela, aún empatando con Manel por el primer puesto, no tenía nada que hacer ya que decidía el jurado, que por supuesto volvió a hacerlo a favor de Manel.

A partir de aquí, gritos de tongo y faltas de respeto por parte del público, momentos de tensión, Manel haciendo un corte de mangas a sus detractores, Mirela con la cara descompuesta, Jaime Cantizano intentando salir del atolladero como buenamente podía.. Vamos, todo un bochorno.

Personalmente la canción de Mirela me parecía un espanto, por lo que no estoy indignada porque no haya ido ella al festival sino que lo que realmente me pareció bochornoso fueron las puntuaciones de Maika y Leklein con los directazos que se marcaron. Las puntuaciones mínimas de los dos jurados a Mirela no me sorprendieron en nada y hasta las puedo llegar a comprender. Aunque siguiendo el mismo criterio, Manel debería haberse llevado igualmente puntuaciones bajas.

Pero todo quedó tan sumamente mal que para hacer esto, ya podían haber elegido a Manel internamente y nos hubiéramos ahorrado el esperpento y hacer el ridículo ante toda Europa.

Eso si, no creo que con esta canción hagamos absolutamente nada. Bueno si, quizá empatar con Remedios Amaya como canción menos votada de España en la historia del festival. La canción es sosa, él es soso y su directo es malo. Tiene cero carisma y te olvidas de él casi al mismo tiempo que está cantando. No le veo rascando absolutamente nada ni en jurados ni en público. Vamos, que si en esta gala en un escenario tan pequeño, el chaval se empequeñeció cosa mala, no quiero ni pensar lo que le puede pasar en el festival.

En resumen, el año que viene mejor que se eviten las preselecciones y asunto arreglado, aunque claro, después de esto, a ver qué cantante va a querer presentarse.

LO MEJOR: El directazo de Maika y las actuaciones de Leklein y Paula, el momento "La, la, land" con Roko y Edu Soto, lo adorable que resultó Karina

LO PEOR: El bochorno de las puntuaciones, la actitud de Xavi Martínez durante todo el programa, el espectáculo lamentable del público, las actuaciones horrorosas de los dos primeros clasificados

jueves, 9 de febrero de 2017

ANIME. SAMURAI CHAMPLOO


(contiene spoilers)

Samurai Champloo es un anime emitido en Japón entre 2004 y 2005 y que constó de una única temporada de 26 episodios.

Ambientada de forma muy libre en la época Edo de Japón, narra las aventuras de una chica de 15 años llamada Fuu, que recluta al samurai Jin y al espadachín/delincuente Mugen para que la acompañen en un viaje (en el que recorren medio Japón) que tiene como finalidad encontrar a un samurai que huele como los girasoles (y que más adelante nos enteraremos de que se trata del padre de Fuu).

A lo largo de este viaje (que funciona como una road movie), los tres compañeros irán encontrándose en unas cuantas situaciones peligrosas, bien por encontrarse en el lugar equivocado, en el momento equivocado, bien porque se lo buscan ellos mismos ya sea por los pasados de Jin y Mugen (al primero le persiguen los miembros de su antiguo Dojo ya que le creen responsable de la muerte de su maestro y el segundo fue pirata durante un tiempo, granjeándose multitud de enemigos) o porque no es que sean las personas más discretas de la historia.

Los tres, aún a su pesar, terminarán haciéndose amigos (aunque no de forma ñoña, porque si de una cosa se le puede acusar a este anime no es de ser ñoño precisamente), y finalmente lograrán el objetivo de Fuu de encontrar al samurai de los girasoles, aunque no de la forma en la que a ella le hubiera gustado y tras enterarse de algo de lo que no tenía ni la más remota idea.

Conocía esta serie por referencias, ya que me habían hablado muy bien de ella y tengo que reconocer que me ha gustado mucho.

Se trata de una serie muy entretenida, con la duración justa y con un final que uno no es lo que se espera para nada, porque ni es feliz ni es triste, sino más bien completamente abierto y deja a la imaginación de cada uno qué es lo que  ha sido de nuestros tres protagonistas tras separar sus caminos.

La razón por la que el samurai de los girasoles abandonó a Fuu y a su madre me ha resultado muy interesante, así como todo lo relacionado con el movimiento cristiano en Japón durante esa época.

De hecho, todas las referencias y menciones a los usos y costumbres del Japón de la época me han encantado.

Por otro lado, uno de los grandes aciertos de esta serie son los trasfondos de los protagonistas, desde el pasado de pirata de Mugen a la historia del Dojo de Jim y la aparición final del verdadero responsable de la muerte de su maestro. Incluso Fuu, a priori la más plana de los tres protagonistas, ha terminado resultando un personaje la mar de interesante.

También me ha parecido bastante acertado la "crudeza" con la que han tratado determinados temas (como los burdeles) y el "realismo" de las peleas, en las que la gente era herida y sangraba a borbotones (algo que en otros animes resulta censurado) y moría de verdad.

En resumen, un anime muy, muy recomendable y bastante original al tratarse de una road movie versión anime, aunque quizá pueda herir ciertas sensibilidades al no ser realmente un shonen sino algo más crudo y realista.

LO MEJOR: El planteamiento de la historia, los tres protagonistas

LO PEOR: Que el final no haya sido un poco más cerrado

PUNTUACIÓN: 9/10

martes, 7 de febrero de 2017

BONES 12X05 THE TUTOR IN THE TUSSLE


(contiene spoilers)

Episodio un tanto soso de Bones esta semana, con un caso bastante poco interesante y con una trama, la del padre de Aubrey, que prometía mucho y que la han terminado resolviendo demasiado rápido y de forma bastante anticlimática.

El caso de la semana se centra en el asesinato de un chico que se pagaba sus estudios universitarios gracias a su trabajo como tutor de adolescentes adinerados. La víctima tenía muchos clientes a pesar de que las notas medias de sus alumnos no eran espectaculares y el equipo descubre que esto era porque el joven además de a enseñar a los adolescentes, se dedicaba a seducir a sus madres.

Esto hace que una de las primeras líneas de investigación del equipo sean los celos de alguna de las parejas de las mujeres a las que seducía, sin embargo pronto descartarán esta línea y se centrarán en el entorno de la víctima, su mejor amigo y uno de sus "rivales" a la hora de obtener alumnos a los que enseñar, aunque al final ninguno de los dos resulta estar implicado en el asesinato.

Finalmente, el equipo descubre que la víctima había sido uno de sus alumnos, al enterarse de que la víctima iba a dejar de enseñarle y que, al increparle por hacerlo, se había sentido muy ofendido cuando la víctima le había hecho ver que para él sólo era una forma de ganar dinero.

En otro orden de cosas, el padre de Aubrey por fin se presenta ante su hijo y le pide hablar con él antes de que llame a los federales. Resulta que tiene una nueva esposa y un hijo pequeño y quiere que Aubrey le ayude a burlar a la justicia para no dejarles solos.

Esta revelación abruma un tanto a Aubrey, a pesar de que no se la termina de creer (normal, teniendo en cuenta que su padre es un mentiroso patológico) y se pasa todo el episodio dándole vueltas a qué hacer con respecto a su padre, si avisar a la justicia o no.

Al final, y tras una conversación con Booth, Aubrey delatará a su padre, al que el FBI por fin detendrá. Eso si, Aubrey al menos no tendrá remordimiento por hacerlo después de que Booth le confirme que lo de su supuesto medio hermano era una mentira más de su padre.

En otro orden de cosas, en un par de tramas secundarias bastante absurdas, nos enteramos de que Hodgins se dedica a criar arañas en el despacho de Cam (soy yo y le pongo de patitas en la calle) y de que el oscuro secreto de Fisher es que es muy fan de las novelas de Brennan, que por cierto se pasa todo el episodio intentando convencer a su editor de que ella tiene que ser la que grabe el audiolibro de sus novelas después de que le horrorice la versión que hasta ahora están utilizando.

El episodio ha sido globalmente soso y en algunas cosas bastante decepcionante, las cosas como son.

Después de tanto tiempo preparando la aparición del padre de Aubrey, la forma de resolver la trama me ha resultado francamente floja. Ya puestos, podían haberlo alargado un par de episodios más y así mostrar mejor el conflicto de Aubrey y no cerrarlo todo deprisa y corriendo.

Por otro lado, el caso de la semana ha sido uno de los más aburridos, predecibles y poco interesantes que yo recuerdo en los últimos tiempos en esta serie. Se veía venir de lejos que el adolescente iba a ser el asesino aunque al final tampoco es que me interesara demasiado quién era el asesino.

En otro orden de cosas, la trama de las arañas ha sido ridícula no, lo siguiente. Cuantos años tiene Hodgins, ¿ocho? Que ya es muy mayor para hacer según qué cosas.

La trama de Brennan, el audiolibro y Fisher como fan secreto de los libros de Brennan ha sido lo mejor del episodio (lo que prueba el bajo nivel global de todo), a pesar de que tampoco es que tuviera demasiada relevancia ni peso específico en el capítulo y no pasara de ser una subtrama muy normalita.

En fin, esperemos que en el próximo episodio suban el nivel.

LO MEJOR: la trama de Brennan y Fisher

LO PEOR: La forma tan chapucera de cerrar la trama de Aubrey y su padre

PUNTUACIÓN: 6/10

domingo, 5 de febrero de 2017

PREMIOS GOYA 2017



(contiene spoilers)

Este año voy a hacer mi comentario anual de los Premios Goya un poco a tientas (vamos que objetiva, objetiva lo que se dice objetiva no voy a ser, aunque estoy encantada porque prácticamente todos los premios se los dieron a actores/actrices y directores que me encantan) ya que la única película de las nominadas que he visto ha sido "El hombre de las mil caras", que me gustó mucho y en la que creo que Carlos Santos hace un papelón, por lo que no me extrañó nada que le dieran el Goya al Mejor Actor Revelación. Muy emotivo su discurso recordando que ayer se trataba del día mundial contra el cáncer y recordando a su hermana.También me alegré mucho por el Goya que le dieron a Alberto Rodríguez y Rafael Cobo al Mejor Guión Adaptado.

Alberto Rodríguez es ese director que sabes que cada vez que hace una película va a ser buena. Nunca falla. Tengo muchísimas ganas de ver "La peste", la serie que ha empezado a preparar con Movistar con Paco León y Manolo Solo de protagonistas porque estoy convencida que va a estar genial.

Eso si, en mi descargo, he de decir que quise ir a ver tanto "Tarde para la ira" como que "Que dios nos perdone", pero cuando me quise dar cuenta ya las habían quitado de los cines. A ver si ahora las reestrenan y consigo ir a verlas por fin.

Encantada no, lo siguiente por los premios a Raúl Arévalo y su película (Mejor Película, Dirección Novel, Guión Original y Actor de Reparto para Manolo Solo, cuyo discurso fue uno de los más  graciosos de la noche y que ya era hora que fuera reconocido después de llevar tanto tiempo saliendo en tantos sitios) del que, como ya he dicho un montón de veces en este blog, soy fan de poster, tanto por lo buenísimo actor que es como por lo encantador que parece (un detallazo cederle todo el protagonismo a David Pulido cuando ambos recogieron el premio a Mejor Guión Original).

Eso si, cruzo los dedos porque no deje aparcada la actuación ahora que se ha demostrado que también sabe dirigir (en serio ¿hace algo mal este chico? Drama, comedia, thriller, cine, televisión y ahora también dirige). Que es uno de los mejores actores de este país (y de largo el mejor de su generación) y no le podemos perder para la causa.

Muy contenta también por Emma Suárez y su doble premio, una actriz que me encanta y a la que últimamente no se le estaban dando los papeles que merecía al estar bastante eclipsada por Penélope Cruz y Maribel Verdú.

Quizá, sin ver la película, el premio que menos me emocionó fue el de Roberto Álamo, al que no he terminado de coger nunca el punto en ninguna de las cosas que le he visto (aunque tiene una de las voces más bonitas del cine español) y cuyo discurso no me gustó en exceso (creo que pecó un poco de soberbio), además que yo iba con Antonio de la Torre y Eduard Fernández, que vale que siempre están nominados, pero son dos actorazos y los pobres pierden siempre (es lo que tiene que te nominen todos los años).

Otro que emocionó mucho fue Bayona, que me pareció adorable no, lo siguiente, todo emocionado él por los premios que le iban cayendo a su película y cuyo discurso al recoger el premio a Mejor Director fue de los mejores de la noche.

Adoro a Ana Belén (me parece una de las mujeres con más clase de este país) pero su discurso de ayer se me hizo larguísiiiiiiiimo. Parecía que no iba a acabar nunca.

En cuanto a la gala, se me hizo muyyyy aburrida, con una realización caótica (la mitad de las veces estaban todavía las cortinillas que indicaban el premio cuando leían el nombre del ganador) y un escenario demasiado pequeño, en el que la orquesta prácticamente no dejaba espacio para nada más.

Como de costumbre, el número musical que siempre tienen que meter todos los años quedó regular, aunque al menos esta vez nos hemos librado de Alex O'Dogherti (que me encanta pero que es un no rotundo en este tipo de cosas) y Adrián Lastra y Manuela Vellés han cantado muy bien, aunque no viniera muy a cuento en el momento en el que decidieron incluirlo.

Por cierto, que este año me han gustado bastante los presentadores y la forma de emparejarlos, con mucho guiño televisivo. Aitana Sánchez Gijón y Asier Exteandía (compis de Velvet), Alejo Sauras y Alexandra Jiménez (los eternos Raúl y África de Los Serrano), Daniel Sánchez Arévalo y Adrián Lastra para darle su Goya a su "primo" Raúl Arévalo (vamos, que ese premio no podía ser más cantado)...

Dani Rovira estuvo mejor que el año pasado (que tampoco era complicado porque estuvo francamente horroroso) pero la mitad de sus chistes no terminaron de funcionar. Creo que lo más divertido fue el momento megáfono con Antonio de la Torre (y casi que el mérito se lo doy más a Antonio que a él).

En cuanto a los estilismos, tengo que reconocer que este año me han gustado bastante y me ha llamado mucho la atención lo que ha triunfado el blanco entre las chicas (Anna Castillo, Belén Cuesta, Melina Matthews)..

Penélope Cruz iba estupenda, como siempre, y esta vez ha arriesgado algo más que de costumbre, aunque sin salirse de su color negro. Al igual que Paula Echevarría, a la que nunca me hubiera imaginado de rojo y que también iba muy guapa.

Los vestidos de Anna Castillo y Belén Cuesta me han parecido preciosos dentro de su sencillez y Emma Suárez estaba guapa no, lo siguiente. Su vestido era muy sencillo pero le sentaba francamente bien y sobre todo iba estupendamente peinada y maquillada. Muy guapa también iba Amaia Salamanca.

De hecho, creo que el vestido que menos me ha gustado de los que he visto ha sido el de Paz Vega, que me ha parecido francamente horroroso.

En conclusión, me han gustado los premiados y que los premios se hayan repartido para que nadie se fuera de vacío, pero desde mi punto de vista, deberían currarse un poquito más las galas porque siempre se terminan quedando a medio gas y esta ha quedado un tanto sosita.

viernes, 3 de febrero de 2017

SLEEPY HOLLOW 4X04 THE PEOPLE VS. ICHABOD CRANE


(contiene spoilers)

Episodio aburridísimo de "Sleepy Hollow" en el que no sólo hemos tenido que volver a aguantar al cansino de Henry (aunque fuera como manifestación de la culpa de Ichabod) sino que además ha tenido el final más cursi y predecible posible.

El episodio empieza con Jenny acercándose a casa de la agente Thomas, donde había quedado con Ichabod para intentar una acción conjunta sobre Diana por el asunto de Molly.

Allí es recibida por la niña que le dice que su madre le ha prohibido hablar con ella o con cualquiera de sus amigos, algo que confirma Diana, al salir casi al momento a la puerta y mandar a Molly dentro.

A Jenny le extraña no ver a Ichabod allí y decide ir a buscarle a su cutre apartamento (y cuando digo cutre es muyyyyyyy cutre) dado que no parece que Diana esté muy receptiva a sus intentos de conversación.

Cuando llega al apartamento, Jenny no encuentra ni rastro de Ichabod pero si una especie de teleraña en un armario. Bueno eso y una especie de masa pegajosa negra que se adhiere a su zapato.

Como esto le parece raro no, lo siguiente, Jenny va a los archivos a pedir ayuda a Jake y a Alex, donde ésta le confirmará tras un análisis de las muestras que lo que encontró en el armario es hilo de teleraña (aunque un poco especial) y que la masa pegajosa es fotofóbica e intenta huir de la luz cuando se la acerca a ella.

Al escuchar esto, Jake recuerda algo que leyó en uno de los diarios de Benjamin Franklin sobre una criatura, parecida a una araña, que atrapaba a sus presas y las escondía en una cueva cuyas coordenadas le proporciona a Jenny.

El problema es que en la actualidad, dicha cueva se encuentra dentro de unas instalaciones militares y al colarse dentro para investigar, Jenny es detenida siendo liberada tras la intervención de Diana a la que Alex y Jake habían avisado de las intenciones de Jenny y de que era muy posible que se metiera en problemas.

Con Jenny libre, Diana decidirá acompañarla a la dichosa cueva, donde encontrarán a Ichabod atrapado en una especie de capullo de mariposa, custodiado por una criatura bastante grimosa a la que no pueden detener porque cada vez que la disparan, es Ichabod quien sufre los daños.

Debido a esto, Jenny y Diana volverán a los archivos para intentar encontrar entre los libros de Jake alguna manera de liberar a Ichabod y de paso librarse de la criatura.

Allí descubrirán que Grace Digson, la antepasada de Jenny y Abbie ya había escrito sobre esta criatura en uno de sus diarios (que conseguirá descifrar gracias a Jenny). Resulta que según Grace, los ingleses habían liberado para ganar la guerra a una criatura demoníaca que atrapaba a una persona en su "telaraña" donde hacía que esta viviera una especie de juicio espiritual en el que se enfrentaba a todo lo que le causaba remordimiento, absorbiendo su desesperación. Una vez exprimida su víctima, la criatura esparcía desesperación entre las personas que se encontraban en los alrededores, lo que provocó en tiempos de Grace que un gran número de soldados se ahorcaran.

Además de describir las características de la criatura, Grace también averiguó la forma de acabar con ella: rociarla con fuego (en concreto uno provocado por un tipo específico de combustible) concentrado.

Para liberar a Ichabod, Jenny, Diana, Jake y Alex se dividirán en dos grupos. Mientras Jenny y Diana van a ver a un contacto de los bajos fondos de Jenny para conseguir el combustible, Alex y Jake se colarán en el Smithsonian para "tomar prestadas" unas varillas chinas para concentrar el fuego.

Por cierto, durante la incursión de Jake y Alex en el Smithsonian, además de enterarnos de que Jake está tan emocionado con ayudar a Ichabod porque hasta hace nada se aburría como una mona en los archivos y pensaba que no estaba haciendo nada relevante con su vida, también veremos como el minion demoniaco chungo de Dreyffus, entra también allí para robar algo, matando a un guardia de seguridad en el proceso. Todo ello, utilizando magia.

Bueno, lo vemos nosotros y lo ven Alex y Jake, que pondrán sobreaviso a Jenny de que Dreyffus y su entorno no parecen trigo limpio.

Mientras Jenny, Diana, Alex y Jake intentan salvar a Ichabod, vemos como éste está siendo sometido al juicio espiritual del que hablaba Grace Digson en su diario y en el que Henry actúa como fiscal, culpabilizando a Ichabod de su muerte, de la de su madre y de la de Abbie (muertes de las que se culpa Ichabod ya que sabemos que el ser que le ha encerrado y está provocando este juicio se nutre de los remordimientos de sus víctimas).

De vuelta a la realidad vemos como el grupo, siguiendo las instrucciones de Grace, destruye a la criatura y saca a Ichabod de su "prisión". Pero, a pesar de ello, Ichabod sigue sin recuperar el conocimiento y sin volver de la dimensión en la que la criatura le ha encerrado.

Es por esto que Diana, a pesar de lo reticente que es en todo lo referente a que Molly sea la testigo heredera de Abbie, llama a su hija para que, a partir de uno de los dibujos que hizo de Ichabod en su cuaderno, le diga qué piensa de él (según Diana, Molly tiene una gran capacidad para analizar a las personas) y también lo que le diría si le tuviera delante.

Como era de esperar, las palabras de Molly, llegarán  hasta a Ichabod que finalmente conseguirá salir de la dimensión en la que estaba atrapado.

Desde mi punto de vista el episodio ha sido muy raro porque por un lado me ha gustado mucho la parte de Jenny, Diana, Alex y Jake trabajando en equipo para conseguir sacar a Ichabod de su prisión, analizando e interpretando las pistas que iban encontrando.

Además  la forma de actuar del monstruo de la semana y la participación (directa e indirecta) de Grace Digson en la trama me han encantado.

Pero por otro lado, la parte del juicio y sobre todo, el volver a ver a Henry (que puede ser el personaje al que más manía tenga de toda la serie superando incluso a Katrina) me ha horrorizado y me ha parecido un auténtico tostonazo. Y sigo viendo pasadísimo de vueltas e hiper histriónico a John Noble en este papel.

El final con Ichabod siendo liberado de su prisión gracias a las palabras de Molly, se ha visto venir desde lejos con las menciones a la conexión sobrenatural de Abbie e Ichabod que les permitía estar conectados aún estando en distintas dimensiones y siendo Molly la heredera directa de Abbie.

Eso si, al menos parece que por fin Ichabod y Diana van a sentarse a hablar, que ya era hora.

En otro orden de cosas, me sigue encantando Jake. Su entusiasmo, su conocimiento de la historia y su fanboyismo descarado por Ichabod.

Por otra parte, el minion siniestro malvado de Dreyffus me sigue fascinando y estoy intrigadísima tanto por el plan que ha puesto en marcha con Dreyffus (y su relación con éste) como por lo que ha robado del Smithsonian. Tiene unos poderes bastante molones.

LO MEJOR: La forma en la que Jake, Jenny, Diana y Alex  han ido enlazando las pistas que iban encontrando para rescatar a Ichabod

LO PEOR: Henry, hasta en modo manifestación de la culpa de Ichabod es un horror de personaje

PUNTUACIÓN: 6/10

jueves, 2 de febrero de 2017

DOWNTON ABBEY - TEMPORADA 5


(contiene spoilers)

Después de la pequeña "decepción" que supuso para mi la cuarta temporada (básicamente porque me pareció que no pasaba nada), tengo que decir que me parece que con la quinta temporada han remontado un poco el vuelo, por lo menos en cuanto a tramas interesantes se refiere. Eso si, no creo que vuelvan a alcanzar nunca el nivel de las tres primeras.

En esta temporada tenemos a Mary, que sigue mareando la perdiz con los hombres y está aún más desaprovechada que en la anterior porque directamente pasan de mostrar su faceta de copropietaria de la hacienda y se centran en los líos amorosos (que no pueden ser más prescindibles).

Y es que después de mucha indecisión parece que Mary por fin se ha decidido a casarse con Tony Gillingham. Eso si, como condición le pone que tienen que conocerse íntimamente antes de dar ese paso, por lo que se van juntos de viaje a Liverpool durante una semana. Mary le dirá a sus padres que se va de viaje con una amiga para dibujar paisajes pero su secreto terminará siendo descubierto por su abuela ya que su mayordomo, que casualmente está en Liverpool para la boda de su sobrina, le informa de que ha visto a su nieta en compañía de Tony Gillingham en la ciudad.

Eso si, como la condesa viuda es mucha condesa viuda, se las apañará para convencer a su mayordomo de que lo que ha visto no es lo que cree improvisando sobre la marcha una historia totalmente verosímil sobre por qué Mary estaba en Liverpool con Tony Gilligham. En serio, esta mujer es lo más grande.

De todas formas, Mary se llevará el rapapolvo de su abuela primero por hacer semejante imprudencia y después por decidir que finalmente no va a casarse con Tony. El tiempo que ha pasado con él le ha hecho darse cuenta de que realmente no tienen nada en común y que sería un error que se casaran.

Sin embargo, Tony no se da por aludido ninguna de las veces que Mary habla de romper su relación. Para él, no sería honorable dejarla después de haberse acostado con ella.

Lógicamente, esto frustra mucho a Mary, que no sabe qué hacer hasta que Charles Blake se ofrece a ayudarla. Un Charles que ya ha superado el rechazo de Mary y al que le han ofrecido un puesto en el extranjero (por lo que sus intenciones son más o menos honorables. Vamos, que él no pretende comenzar una relación con Mary) y que, utilizando una serie de artimañas, conseguirá que Tony vuelva con su antigua prometida Mabel Fox, dejando a Mary por fin tranquila.

Por otro lado, la relación entre Edith y la mujer del granjero que ha acogido a Marygold se va haciendo más y más tensa a lo largo de la temporada hasta el punto de que la mujer prohibe a Edith visitar a la niña, dejándola muy afectada por ello. Además, como Edith cada vez es menos discreta en sus visitas, la condesa viuda empezará a sospechar que algo raro pasa con esa niña y terminará sonsacando la verdad a su hija Rosamund.

Lady Violet y Rosamund piensan que esto no puede continuar así porque Edith está a medio telediario de provocar un escándalo. Es por esto que recomiendan que Edith envíe a la niña a un internado y limite su trato con ella al mínimo imprescindible.

Sin embargo, la propuesta de su abuela y de su tía tendrá el efecto contrario al que ellas suponían ya que, aprovechando un viaje de toda la familia fuera de Downton (bueno de todos menos de Tom), Edith "se escapará" con Marygold a Londres después de enseñarle a la mujer del granjero el certificado de nacimiento de la niña en el que figura su nombre como madre de la pequeña.

La marcha de Edith alarmará a toda la familia y hará que Rosamund y Violet por fin le cuenten a Cora toda la verdad  acerca de Marygold.

Lógicamente Cora se indignará mucho, muchísimo de que se la haya tenido al margen de todo y culpará a su suegra y a su cuñada de la marcha de Edith ya que, según Cora, ese apaño que pretendían hacer enviando al extranjero a la niña no hubiera sido admisible para ninguna madre y es lo que ha provocado la fuga de su hija

A partir de aquí, será Cora quien tome el mando de la situación, demostrando que si Edith hubiera confiado en su madre desde el principio, quizá las cosas le hubieran ido mejor y hubiera tenido a su hija consigo mucho antes ya que la solución de Cora es proponer ante Robert que Edith adopte a Marygold aduciendo que se ha encariñado mucho con ella y que la pobre necesita un buen hogar. Como era de esperar, a Robert le convencen fácilmente de que adoptar a Marygold es una buena idea y gracias a su madre, Edith tiene a su hija consigo en Downton Abbey.

Eso si, el comportamiento de Edith con la niña es tan revelador que al final todo el mundo menos Mary (a la que Edith específicamente ha pedido que nadie se lo diga y a la que le importan tan poco las cosas de Edith que ni se molesta en observar) se da cuenta de la verdadera relación entre Edith y la niña, empezando por Robert, que por una vez consigue enterarse de uno de los secretos de sus "mujeres" y que terminará hablando con su hija a pesar de que Cora le pide que no lo haga (Edith le había pedido a su madre que no le dijera nada a Robert).

Sin embargo, la conversación entre Edith y su padre resulta muchísimo más fácil y catártica de lo que Edith hubiera pensado nunca ya que su padre no le reprocha nada y le hace saber que es consciente de que Michael Gregson se hubiera casado con ella si no hubiera muerto, que era un buen hombre y que Edith ha tenido muy mala suerte. De esta manera Robert, aunque de manera no oficial, admite a su tercera nieta.

Por otro lado, Rose encuentra por fin en el amor en Atticus Aldridge un joven judío (y encantador) cuya familia es relativamente nueva en las altas esferas londinenses y cuyo padre es tremendamente estricto en lo relativo a temas morales. Bueno, en eso y en que no le hace ninguna gracia que su hijo se case con una mujer no judía.

Es por esto que Atticus y Rose pasarán por unas cuantas dificultades antes de poder casarse ya que a la oposición del padre de él y de la madre de ella se une el hecho de que Shrimpy y Susan (los padres de Rose) han decidido divorciarse, algo totalmente inadmisible para el señor Aldridge y que obligará a toda la familia a mantenerlo oculto.

Eso si, será la propia Susan quien lo revele en un último intento de detener la boda después de que su primer plan, consistente en contratar a una prostituta con la que hacerle fotos a Atticus para enseñárselas de forma anónima a Rose, fracasara en parte por la intervención de Shrimpy.

Esto indignará mucho al señor Aldridge, que no obstante se verá obligado a aceptarlo cuando su mujer le amenace con abandonarle y provocar un escándalo tremendo como se le ocurra intentar evitar esa boda.

Finalmente, la boda se celebrará y nos enteraremos de que el señor Aldridge es un hipócrita tremendo cuando se descubra que tiene una amante y un hijo ilegítimo. Vamos, que se opone al divorcio pero no tiene problemas en engañar a su esposa de la peor manera.

La amante y el hijo se presentarán en una propiedad que la familia tiene en el campo debido a un plan llevado a cabo por Thomas (y alentado indirectamente por lady Mary) para vengarse del mayordomo repelente de los Aldridge por tratar fatal a Tom. Será Rose, ayudada por Robert y Mary, la que evitará que la señora Aldridge se entere de la traición de su esposo, lo que le hará ganarse la gratitud eterna de su suegro.

Por otro lado, esta temporada Cora y Robert tienen su propia trama independiente, relacionada con el interés que un historiador amigo de Charles Blake muestra en un cuadro de De la Francesca que la familia de Robert tiene en su colección.

El historiador visitará Downton donde se interesará por Cora, además de por el cuadro. Una Cora que parece no darse mucha cuenta de las verdaderas intenciones del historiador hasta que éste se mete en su habitación una noche que Robert no se encontraba en la casa.

Sin embargo, la oportuna aparición de Robert, cuando Cora ya estaba echando al historiador de la habitación, hará que éste se vaya de Downton. Pero esto provocará un distanciamiento en la pareja, que quedará resuelto al final de la temporada.

En otro orden de cosas, el duo de amigas/enemigas que más juego da en esta serie también tienen sus propias tramas esta temporada y es que a ambas les roza el amor, aunque de distinta manera.

Isobel es cortejada y a punto está de casarse con Lord Merton, amigo de Robert y padrino de Mary. Esto a Violet no le hace mucha gracia ya que, según Isobel, si se casara con Lord Merton ella alcanzaría un estatus social incluso superior al de Lady Violet y esto la condesa viuda lo llevaría muy mal, algo que no es del todo cierto ya que lo que realmente teme Violet es perder a su amiga (que ya no estaría tan disponible para ella) al volverse a ella a casar.

Sin embargo, el rechazo de los hijos de él a un posible nuevo matrimonio de su padre hace a Isobel finalmente desistir de la idea. Y es una pena porque a Lord Merton se le ve muy buena gente (al contrario que sus hijos) y parece sinceramente enamorado de Isobel. Esperemos que en la próxima temporada puedan arreglar sus diferencias.

Por su parte Violet también recibe una fuerte sacudida emocional al reconocer entre los refugiados rusos a los que visita Rose en un pueblo cercano a un príncipe, al que conoció en una visita a Rusia con su marido y con el que estuvo a punto de fugarse.

La mujer del aristócrata está desaparecida y, a pesar de los intentos del príncipe ruso por retomar su relación con Violet, ésta sólamente le dará respuestas negativas a sus avances. De hecho, Violet se toma como algo personal el encontrar a la desaparecida esposa del príncipe (que se sabe que consiguió huir de Rusia antes de que los revolucionarios dieran con ella) para lo que le pedirá ayuda a Shrimpy, que es miembro del cuerpo diplomático.

Isobel no termina de entender esa fijación de Violet por ayudar a la princesa, sobre todo cuando por fin la conoce tras dar fruto las gestiones de Shrimpy, que consigue traerla a Inglaterra, y  ve que es abiertamente hostil hacia Violet. Pero ésta le explicará sus motivos. La princesa apareció justo cuando ella y su marido se iban a fugar y la sacó literalmente de los pelos del carruaje en el que viajaban. Ella evitó que provocara un escándalo y perdiera a sus hijos, algo por lo que siempre le ha estado agradecida a pesar de que no se soportaran. Con lo que ha hecho Violet por ella, ya están en paz.

Por otro lado, el pobre Tom sigue encontrándose como un pez fuera del agua en Downton, a pesar de lo mucho que le aprecia toda la familia, empezando por Robert. De hecho, las dudas irán aumentando a medida que transcurre la temporada cuando Tom comienza una pseudorelación con la maestra del pueblo, Sara Bunting, que comparte sus ideas socialistas y que es abiertamente hostil a su familia y los de su clase. Sara será especialmente beligerante con Robert, lo que pondrá a Tom en una situación complicada ya que por un lado entiende lo que dice Sara pero por otro, sus experiencias viviendo con los Crawley le han hecho ver que la realidad ni es blanca ni negra sino más bien gris.

Tom terminará su relación con Sara, que se i´ra del pueblo para dar clase en la escuela de otra ciudad, y decidirá dar un giro a su vida, yendo a vivir a Boston con Sybbie, algo de lo que le intentará disuadir toda la familia porque no quieren perderle. Sin embargo Tom se mantendrá firme en su idea y ni Mary ni Robert le harán cambiar de opinión, abandonando Downton una vez pasadas las Navidades.

En cuanto al servicio y ya que antes mencioné a Sara Bunting empezaré con algo relacionado con ella y es que Daisy ha decidido estudiar para mejorar su posición en la sociedad, algo en lo que le ayuda Sara, dándole clases particulares (y también haciéndole partícipe de sus convicciones políticas) hasta que se va del pueblo. En ese momento será Molesley (del que nos enteramos que su vocación oculta era ser maestro) el que se ofrecerá a ayudarla.

Por su parte, Bates y Anna siguen con ese drama continuo al que llaman vida y es que ahora, tras averiguar que Anna fue violada por el señor Green, es acusada de su asesinato al encontrarse en Londres y cerca del lugar desde fue empujado para que fuera atropellado.

Anna es enviada a prisión y para sacarla de allí, Bates decide autoinculparse del asesinato, huyendo de Downton para que los policías no le detengan (y le envíen al cadalso por tratarse de un ex convicto), dejando una dirección de contacto a sir Robert en caso de que se le necesite. Aquí es cuando descubriremos la importancia del billete que encontró la señora Hughes en el abrigo de Bates y que quemó Lady Mary la temporada anterior, y es que el billete era la prueba de la inocencia de Bates. Se trataba de un billete a Londres sin validar, lo que corroboraba su versión de que tuvo la intención de ir a Londres pero al final se quedó en York.

Sin embargo, al final la historia tendrá final feliz cuando Molesley y Baxter, después de varios meses de búsqueda, consigan encontrar la posada de York en la que Bates dijo haber comido el día en cuestión y el posadero afirme que se acuerda de él y que está dispuesto a declararlo en un juicio.

Al enterarse de ésto, Robert escribirá a Bates informándole de la situación para que vuelva a Downton. Finalmente, Bates se reunirá con su esposa aunque todavía con la incertidumbre (hasta que no detengan al verdadero asesino) de que, en cualquier momento, la policía puede volver a detenerla.

Por otro lado, el momento más sorprendente de la temporada nos lo darán Carson y la señora Hughes, que de la noche a la mañana, deciden comprometerse.

Esta temporada me ha gustado bastante más que la anterior (pero menos que las tres primeras) porque han pasado un montón de cosas y todos los personajes han tenido su propia trama (fuera ésta más o menos interesante).

Eso si, de lo peorcito de la temporada la trama de Mary, totalmente centrada en sus líos amorosos cuando ahora mismo la faceta más interesante del personaje es la de copropietaria y coadministradora de Downton. Mary nunca me ha caído bien, aunque si me parecía un personaje interesante, pero es que ahora mismo me parece prescindible porque sus tramas no aportan nada interesante a la serie.

Más les valdría sacar a Mary más con su hijo y menos con sus posibles futuros maridos.

Por contra la trama de Edith me ha gustado, a pesar de que el personaje me parezca cansino no, lo siguiente. Laura Carmichael ha estado estupenda y me encantado la forma en la que Cora logra arreglarlo todo de la forma más lógica posible. A ver si Edith aprende y a partir de ahora va a contarle las cosas a su madre en lugar de a su tía porque creo que le irá mejor.

Por cierto, no me cabe en la cabeza que Rosamund y, sobre todo,  Violet pensaran que Edith, después de lo apegada que estaba a Marygold, iba a prestarse a su plan del internado y no vieran venir a distancia que a Edith eso le iba a hacer reaccionar fatal.

Muy bonita la conversación entre Robert y su hija y minipuntos para Robert por atar cabos él solito y descubrir la verdad acerca de Marygold sin que nadie se lo dijera.

Por otro lado, me han encantado que por fin los guionistas les hayan dado unas tramas propias a Isobel y a lady Violet. Muy fan del adorable Lord Merton. Cruzo los dedos porque él e Isobel consigan superar el rechazo de los repelentes hijos de Lord Merton y puedan finalmente casarse.

Sorprendente no, lo siguiente la revelación de que Violet estuvo a punto de dejar a su marido por el príncipe ruso. De ella no me esperaba algo así. Eso si, estupenda la trama y estupendos todos los implicados en ella.

Otra trama que me ha gustado mucho ha sido la de Rose y su familia política. Qué majo Atticus y que petardos tanto su padre como la madre de Rose (no me extraña que Shrimpy se quiera divorciar de ella. Qué mal bicho de mujer). Menos mal que la madre de Atticus evita con su amenaza la cancelación de la boda porque hay que tener mala idea para oponerse a una boda por amor por sus propios prejuicios.

Por cierto, menudo hipócrita el padre de Atticus. Tan opuesto al matrimonio y tan apegado a las buenas costumbres y resulta que tiene amante y hasta hijo ilegítimo. Desde luego, vaya tela.

En otro orden de cosas, me ha sorprendido un montón lo de Carson y la señora Hughes porque vale que nos han ido dejando pistas desde la primera temporada de que entre ellos podía haber algo más pero cuando Carson se ha declarado, me he quedado con la boca abierta porque no me lo esperaba para nada.

Por otra parte, me ha dado mucha pena la marcha de Tom, pero entiendo que necesite reinventarse a si mismo lejos de Downton y más después del drama de Sara Bunting, que personalmente me caía fatal porque, por mucha razón que tuviera, resultaba muy grosero insultar a los Crawley bajo su propio techo. Eso si, le echaremos de menos. ¡Tom vuelve pronto!

Y luego está el drama de cada temporada de los Bates, que confieso que me están resultando ya muy, muy cargantes (sobre todo él que me parece demasiado intensito). Una temporada vale, dos bueno, tres venga va.. pero es que ya van cinco temporadas siendo ultra mega desgraciados. Es que no pueden pasarles más cosas malas de las que les pasan. Vale que no es culpa de ellos sino de los guionistas que parecen empeñados en dar una vuelta de tuerca más a su historia cada temporada, pero me están empezando a aburrir por muy maja que sea Anna y por muy bien que lo haga Joanne Froggat. Creo que en el momento en el que dejen de pasarles desgracias, recuperaré mi interés en ellos, mientras tanto, me aburren tanto como los líos amorosos de lady Mary.

En fin, veremos qué pasa la próxima temporada y qué destinos les tienen reservados los guionistas a los personajes en la temporada final.

LO MEJOR: Las tramas de Isobel y Violet, cómo Robert descubre la verdad sobre Marygold y su reacción

LO PEOR: Mary y sus lios amorosos, las mil y una desgracias que les suceden a los Bates

PUNTUACIÓN: 9/10

miércoles, 1 de febrero de 2017

ATLANTA - TEMPORADA 1


(contiene spoilers)

Atlanta es una comedia dramática o un drama con toques de comedia (vamos, una dramedy de las siempre compiten en las categorías de comedia en los Emmy) creada por Donald Glover ("Community") y cuyos diez episodios siguen las andanzas de dos primos Earn (Donald Glover) y Alfred (Bryan Tyree Henry) que viven en la ciudad que da el nombre a la serie.

De la noche a la mañana Alfred, que quiere dedicarse al rap con el nombre artístico de "Paper Boi" (y así dejar aparcados su verdadero trabajo que es el de distribuir marihuana) adquiere mucha popularidad debido a que una canción suya se ha hecho viral.

Es entonces cuando Earn, que en teoría iba a ser el triunfador de la familia por ser admitido en Princeton y que se convirtió en el gran fracasó cuando lo terminó dejando y malvive con un trabajo mal pagado en el aeropuerto, se ofrece a ser su representante. A partir de aquí, les veremos a ambos intentar manejarse en el complicado mundo musical de la ciudad.

Earn espera que este trabajo le permita mantener mejor a su hija Lotte, ya que hasta ahora ha sido su exnovia/novia Van (Zazie Beetz) la que ha estado llevando el peso económico de la educación de la niña. Bueno y Earn también espera conseguir una casa propia, porque sin techo fijo va de casa de su primo a casa de Van en función de quien le deje pasar allí la noche.

Empecé a ver la serie porque había escuchado críticas muy buenas y también por los Globos de Oro, a "Mejor Comedia" y ·Mejor Actor de comedia" para Donald Glover que ha ganado este año y tengo que decir que me ha aburrido mucho, muchísimo y que no le he encontrado la gracia por ningún sitio.

Quizá sea cosa mía, que no entiendo o que no entiendo demasiado el mundo que intentan pintar y eso haga que no consiga conectar con ella pero me ha costado un mundo terminarla. Y sólo son diez capitulos de poco más de veinte minutos. A ver, no puedo decir que sea mala, que no creo que lo sea, sino que no es una serie para mí.

Además, tampoco es que tenga una trama especialmente definida. Vale que se trata de cómo Paper Boi se intenta hacer un nombre en el circuito musical de Atlanta, pero los episodios funcionan más como capítulos independientes unos de otros en los que pasan cosas, que otra cosa.

Lo que más me ha gustado, de largo, han sido los actores y eso que yo a Donald Glover lo tenia un poco cruzado desde que se fue de Community, pero aquí está muy bien, aunque Earn es para mi el menos interesante de los dos protagonistas. Creo que Bryan Tyree Henry como Alfred/Paper Boi se le come con patatas, aunque en su defensa diré que Alfred como personaje mola mucho más que Earn, que no deja de ser bastante soso y eso creo que juega en su contra.

En resumen, si uno tiene curiosidad, recomiendo ver esta serie porque no deja de ser bastante diferente a las series que hay actualmente y quizá no le pase como a mi y si consiga engancharle.

LO MEJOR: Los actores

LO PEOR: La poca continuidad de la trama general, muy difuminada entre las tramas de los distintos episodios

PUNTUACIÓN: 8/10

martes, 31 de enero de 2017

NEW GIRL 6X09 ES GOOD


(contiene spoilers)

Episodio aburrido no, lo siguiente, totalmente monopolizado por ese horror absoluto como pareja que son Jess y Robbie y con el resto de personajes con poco o nada qué hacer. En serio señores guionistas, que estos dos no nos interesan. Por favor, empleen el tiempo de la serie en otras tramas.

Todo el episodio está basado en el hecho de si Robbie y Jess son o no una pareja al uso. Y es que Jess se lo quiere tomar con calma (normal, no le gusta Robbie) y esto da pie a Robbie para considerar que están en una relación abierta y continuar quedando con otras chicas.

Cuando Jess se entera de esto no le hace ninguna gracia y, siguiendo el consejo de Cece, se busca un chico para salir esa misma noche. No sin antes decírselo a Robbie, que ha quedado con otra chica, y proponer una cita doble para los cuatro (gran idea Jess, seguro que tiene pinta de que todo va a ir estupendamente ...*modo irónico off).

A todas estas, Cece y Winston, actúan como comentaristas de la jugada, totalmente convencidos de que al final Jess y Robbie van a darse cuenta de que están hechos el uno para el otro (no termino de entender el entusiasmo de estos dos por Jess y Robbie, si son una pareja horrible. Supongo que actúan como alter ego de los guionistas, intentándonos vender la pareja por todos los medios).

Lógicamente la cita doble, que para más inri es en casa de Robbie, termina siendo un desastre y sólo servirá para que Jess y Robbie se den cuenta de que están hechos el uno para el otro. Esto ya se sabía (porque los guionistas se han empeñado en ello). No era necesario malgastar un episodio con esta trama.

En otro orden de cosas, en una trama secundaria en la que Nick y Schmidt han estado bastante desaprovechados, Schmidt le pide ayuda a Nick para acercarse al jefe de obra de su nueva casa. Resulta que el hombre le prometió avances en la casa (también llamados paredes) y Schmidt todavía no ve ningún resultado (vamos, que sigue sin paredes) y Schmidt no sabe cómo ganarse la confianza del jefe de obra para que las obras de la casa vayan más rápido.

Dicho y hecho, Nick, a pesar de esa sensación de desastre con patas que da (bueno más que sensación, es la realidad pura y dura), sabemos que tiene mucho don de gentes y enseguida congenia con el jefe de obra y hace que Schmidt aprenda a interactuar con él. Sin embargo, tanto esfuerzo no servirá de nada ya que, después de invitarle a cenar y a ver un partido de fútbol en el apartamento, el hombre les termina confesando que les han denegado el permiso de obra y lo único que hacía era darles largos. Vamos que parece que la casa de Schmidt va a estar sin paredes una larga temporada.

El episodio ha sido aburrido no, lo siguiente y todos los personajes, salvo Jess, han estado totalmente infrautilizados en favor de ese horror que es la trama de Jess y Robbie que ha  monopolizado el 90% del episodio.

Al lado de estos dos, hasta Nick y Reagan (que también me horrorizan) tienen química. Que absoluto despropósito de pareja y qué pérdida de tiempo para el espectador (se ve a la legua que estos dos no van a llegar a ninguna parte).

En lugar de intentar vendernos una pareja de la que ni siquiera la protagonista de la serie está convencida, podían emplear los episodios en darle protagonismo a los personajes que si nos interesan. Me ha resultado ridículo ver a dos personajazos como Cece y Winston comentando la trama de Jess y Robbie. Es que además Robbie como personaje, independientemente de la pareja, es aburridísimo y no da para más. Esta sobreexposición innecesaria ha destrozado el personaje.

La trama secundaria ha estado un poco mejor, pero queda la sensación de que podían haberle sacado un poco más de partido, por no hablar de que el final ha quedado totalmente en el aire.

LO MEJOR: Cece y Winston juntos siempre molan mucho

LO PEOR: Señores guionistas, no nos interesa la pareja Robbie/Jess, por favor, dejen de torturarnos con ellos

PUNTUACIÓN: 4/10